miércoles 24 de abril de 2024
6.9ºc Comodoro Rivadavia

Consejos para evitar un fraude en turismo

miércoles 08 de febrero de 2023
Consejos para evitar un fraude en turismo

Las redes sociales e internet facilitan la comunicación entre las empresas turísticas y sus clientes actuales y potenciales. Abrir una cuenta es sencillo, rápido y tiene un alcance ilimitado. Pero a la vez, la facilidad de su uso puede derivar en el fraude.

Desde 2019, la Federación Argentina de Asociaciones de Empresas de Viajes y Turismo (FAEVYT) mantiene una aguerrida lucha contra la presencia online de agencias de viajes sin habilitación. Especialmente en Instagram y Facebook, se ofrecen servicios turísticos de empresas que no están debidamente registradas.

Con el objetivo de proteger a los y las turistas ante la proliferación de denuncias de perfiles ilegales e incumplimientos, y ponderar a aquellas agencias debidamente registradas, finalmente el Ministerio de Turismo y Deportes y Meta -dueña de Facebook e Instagram- acordaron ajustar los mecanismos para dar de baja publicaciones y perfiles que estén denunciados en las redes sociales.

Adicionalmente, ¿Qué medidas podemos tomar como turistas para no caer en estafas que arruinen nuestros planes?

Según el último relevamiento oficial, en nuestro país existen 5.149 agencias habilitadas. El primer paso para no caer en la trampa de una agencia de viajes falsa, es verificar el número de habilitación de la firma o solicitarles directamente el número de legajo para corroborar. Ingresando al link https://bit.ly/AgenciasdeViajesAutorizadasArgentina, o buscando directamente en argentina.gob.ar/turismoydeportes, vas a poder ver el listado completo de agencias habilitadas o consultar por razón social, número de legajo o ciudad.

Otra recomendación es hacer la reserva online directamente en la página oficial de la agencia de viajes, hotel, aerolínea o empresa de transporte. No acceder a través de links que lleguen por ejemplo, a través de una promoción por correo electrónico, a menos que esté verificado que es oficial o lo recibas porque te suscribiste a su newsletter.

Desconfiar, especialmente, si un intermediario ofrece precios excesivamente bajos. Al momento de realizar la compra, verificar que la transacción se está realizando a través de un servidor seguro. La dirección debe empezar con “https” y tener un candado.

Buscá información para corroborar la identidad de quien ofrece el servicio. Verificá datos concretos como dirección, teléfono, redes sociales. Revisá los comentarios y reacciones en sus publicaciones, aunque la agencia o servicio exista, esto te puede ahorrar una mala experiencia. También podés buscar en Google o Facebook el nombre de la página sospechosa, acompañada de palabras clave como “fraude” o “estafa”. Generalmente, las personas que han sido víctimas de estafas, lo comparten para evitar que otros pasen por lo mismo.

La intuición también ayuda, si algo te genera desconfianza o suena raro, probablemente lo sea. Es mejor pagar un poco más, pero estar seguros. Lo barato puede costar caro, que no arruine tu disfrute.

Te puede interesar
Últimas noticias