jueves 18 de abril de 2024
21.9ºc Comodoro Rivadavia

Nuevo hito en la historia de la Fuerza Aérea Argentina

Refuerzo del compromiso argentino con las operaciones antárticas.
domingo 03 de marzo de 2024
Nuevo hito en la historia de la Fuerza Aérea Argentina

El 25 de febrero, la Fuerza Aérea Argentina cumplió otro gran hito en su historia, por primera vez, un Saab 340 aterrizó en la Base Antártica Marambio. El itinerario comenzó el día 21 de febrero cuando el Escuadrón VI de Transporte desplegó desde la IX Brigada Aérea de Comodoro Rivadavia hasta la X Brigada Aérea de Río Gallegos, estableciéndose esta última como Unidad de proyección, tras una exhaustiva evaluación meteorológica.

Al día siguiente, se llevaron a cabo una serie de reuniones previas al vuelo, las cuales contaron con el valioso asesoramiento de la División Meteorología de la X Brigada Aérea y con la colaboración de meteorólogos de la Base Conjunta Marambio y de la I Brigada Aérea. El jefe de Grupo Aéreo 1 de Transporte, vicecomodoro Marcelo Pulenta, también contribuyó compartiendo su experiencia, mientras que el comandante de Adiestramiento y Alistamiento, brigadier Diego García, supervisó cada etapa como Comandante de Misión.

Planificación y adiestramiento

Finalmente, el 25 de febrero, tras una nueva evaluación, se decidió emprender el cruce desde Río Gallegos a las 9:10 horas. Luego de realizar una escala en la ciudad de Ushuaia, provincia de Tierra del Fuego, a las 14:55 horas se logró el anhelado aterrizaje en la Base Conjunta Marambio, seguido por una visita al personal de la Unidad.

Luego, el Saab 340B matrícula T-34 partió hacia la Base Antártica Frei, en la cual aterrizó a las 18:30 horas sin incidentes. Tras verificar la aeronave, se emprendió el retorno a Río Gallegos, realizando una escala técnica en Ushuaia.

A las 23 horas, la aeronave regresó triunfante a la X Brigada Aérea, cumpliendo con éxito el mandato de operar en el continente antártico. Este hito marca un logro significativo para el Escuadrón VI de Transporte y refuerza el compromiso de la Fuerza Aérea Argentina con las operaciones antárticas.

Este desafío demandó una planificación meticulosa y un riguroso adiestramiento. Aunque la aeronave no sufrió modificaciones estructurales, se realizaron adaptaciones clave, como la remoción de filas de asientos para dar espacio a la carga y la instalación de camillas, preparando al Sistema de Armas ante posibles evacuaciones médicas de emergencia.

Catorce horas de vuelo

El vicecomodoro Ezequiel Rodríguez Cisneros, comandante de la aeronave, compartió detalles reveladores sobre la operación sin precedentes del SAAB 340B en la Antártida: “Este hito, lejos de ser una elección convencional de aeronaves, surge como una iniciativa del Escuadrón Aéreo VI de Transporte, respaldada por exhaustivos estudios de rendimiento y una vasta experiencia acumulada desde la incorporación del avión a la Fuerza Aérea Argentina en 2008. Una vez elevada la propuesta y, fruto de un minucioso proceso de análisis y planeamiento, el Comando de Adiestramiento y Alistamiento emitió las directivas necesarias para que la preparación y ejecución se llevara a cabo”.

La iniciativa comenzó a gestarse hace 10 años, contemplando estudios preliminares y pruebas diseñadas para verificar la viabilidad del proyecto y fue en 2022 cuando se reanudaron las pruebas, culminando en aterrizajes exitosos en pistas no pavimentadas y una intensa preparación logística, incluida la participación en el Ejercicio Fénix en 2023, que proporcionó una experiencia crucial.

“El vuelo desde la X Brigada Aérea de Río Gallegos, con una escala en Ushuaia para repostar combustible, hasta la Base Conjunta Marambio, marcó un viaje de catorce horas, enfrentando desafíos operativos significativos relacionados con las condiciones cambiantes de la pista antártica y la preparación para emergencias en aguas heladas”, manifestó el vicecomodoro.

“La aeronave está preparada para la operación en clima de extremo frío y para operar en pistas no pavimentadas, razón por la cual no se efectuaron procedimientos especiales de mantenimiento, más allá del exhaustivo control realizado por el excelente personal de mecánicos e ingenieros del Grupo Técnico 9”, declaró el oficial y agregó: “para la operación Antártica se dispuso de un despliegue de medios SAR (Búsqueda y Rescate por sus siglas en inglés) tales como un C-130 de la I Brigada Aérea, dos helicópteros B-212 de la VII Brigada Aérea y medios de la Armada Argentina, entre otros”.

 

Te puede interesar
Últimas noticias